Los beneficios del golf como ejercicio, ¿realmente existen?

El golf es un deporte que suele practicarse a un ritmo tranquilo, lo que lleva a muchos a preguntarse si realmente se considera un ejercicio físico. Afortunadamente, un estudio publicado en BMJ Open Sport & Exercise Medicine ha proporcionado una respuesta sorprendente a esta pregunta.

Estudio: Los beneficios del golf como ejercicio

Aunque el golf no se considera tradicionalmente como un deporte físicamente activo, resulta que jugar al golf tiene sorprendentes beneficios para el cuerpo y la mente. De hecho, podría ser incluso más beneficioso que otras formas de ejercicio, como el Nordic Walking (que, por supuesto, también es beneficioso en sí mismo). Esto es lo que revela un estudio realizado en Finlandia y publicado en BMJ Open Sport & Exercise Medicine. Los investigadores examinaron tres formas de ejercicio aeróbico adaptadas a diferentes edades: golf, Nordic Walking y caminata, y sus efectos en la salud.

En el estudio participaron 25 golfistas sanos (nueve mujeres y 16 hombres) de entre 64 y 72 años. Se llevó a cabo un experimento cruzado aleatorizado en el que los participantes jugaron 18 hoyos de golf, caminaron seis kilómetros practicando Nordic Walking o caminaron seis kilómetros de forma convencional. Luego, se compararon los efectos de estas tres actividades en la presión arterial, los niveles de glucosa en sangre y el perfil lipídico.

Se encontró que las tres formas de ejercicio tenían efectos positivos en estos marcadores cardiometaólicos. Tanto el Nordic Walking como la caminata convencional ofrecieron una mayor intensidad de ejercicio y una disminución más significativa en la presión arterial diastólica. Sin embargo, sorprendentemente, el golf tuvo un impacto más positivo en el metabolismo de la glucosa y el perfil lipídico, en parte debido a la mayor duración necesaria para jugar 18 hoyos de golf.

Los autores del estudio concluyeron lo siguiente:

«Los ejercicios aeróbicos agudos mejoran el perfil cardiovascular de las personas mayores sanas. A pesar de la menor intensidad del ejercicio del golf, la duración más prolongada y el mayor gasto energético parecen tener un efecto más positivo en el perfil lipídico y el metabolismo de la glucosa en comparación con el Nordic Walking y la caminata convencional».

Agregaron:

«En conclusión, los tres tipos de ejercicio aeróbico mejoran el perfil cardiovascular de las personas mayores cuando se practican de manera intensiva, a pesar de las diferencias en duración e intensidad. Sin embargo, la menor intensidad del ejercicio del golf en comparación con el Nordic Walking y la caminata, así como la mayor duración y el mayor gasto energético total requerido para jugar al golf, parecen tener un efecto positivo en el perfil lipídico y el metabolismo de la glucosa. Estas actividades físicas adaptadas a la edad pueden recomendarse a las personas mayores sanas como una forma de actividad física beneficiosa para la salud, tanto como prevención de enfermedades cardiovasculares como estrategia de tratamiento para mejorar la salud cardiometaólica en personas que ya padecen enfermedades cardiovasculares».

Los beneficios del golf

Aunque el estudio finlandés tuvo un alcance limitado y presentó algunas limitaciones, según los propios investigadores, numerosos estudios han demostrado los beneficios asociados con el golf como ejercicio físico.

En 2017, el British Journal of Sports Medicine publicó una gran cantidad de evidencia que destacaba los numerosos beneficios del golf, entre ellos:

  • Mejora del perfil cardiovascular, respiratorio y metabólico.
  • Mejora del bienestar general.
  • Beneficios aeróbicos, incluyendo caminar entre cuatro y ocho millas durante una partida de golf.
  • Puede practicarse a baja, moderada o alta intensidad.
  • Puede mejorar la propiocepción, el equilibrio, la resistencia muscular y la función, especialmente en personas mayores.
  • Puede contribuir a reducir la mortalidad y aumentar la longevidad.
  • Puede ayudar en el tratamiento y prevención de enfermedades crónicas, como enfermedades cardíacas, diabetes tipo 2, accidentes cerebrovasculares y cánceres de colon y mama.
  • Podría mejorar y ayudar a mantener la función pulmonar.
  • Ayuda a crear vínculos sociales, lo cual es beneficioso para la salud mental.
  • Promueve una mejora general de la salud mental y el bienestar, en parte debido al tiempo pasado en la naturaleza.

En general, los investigadores de este estudio concluyeron que se debe animar tanto a los profesionales como a los responsables políticos a fomentar la práctica del golf, debido a los beneficios que aporta a la salud física y mental, así como a su posible contribución a una mayor esperanza de vida.

Se han identificado lesiones y enfermedades asociadas al golf, por lo que se justifican estrategias para reducir los riesgos. Otras áreas de investigación prioritarias incluyen revisiones sistemáticas para explorar en mayor profundidad la naturaleza de las relaciones causa-efecto descritas. También se requiere investigación sobre la contribución del golf al fortalecimiento muscular, el equilibrio y la prevención de caídas, así como una evaluación más exhaustiva de las asociaciones y efectos entre el golf y la salud mental.

¿Le resultó útil este artículo?
Artículos Relacionados
Angélica Ramos
Botón volver arriba