Estudio reveló si vivir cerca del mar garantiza la felicidad

Este estudio puede ser una llamada a pasar más tiempo en la naturaleza

En un mundo donde la búsqueda de la felicidad es constante, un estudio reciente ha proporcionado una pista interesante: vivir cerca del mar puede ser la clave para una mayor felicidad. Este estudio, que se basa en datos de miles de personas, sugiere que la cercanía al mar puede tener un impacto positivo y significativo en nuestro bienestar emocional.

Los investigadores se dieron a la tarea de examinar y analizar los niveles de felicidad de las personas que viven en diferentes lugares. Los resultados fueron asombrosos: las personas que viven cerca del mar informaron niveles más altos de felicidad en comparación con aquellos que viven tierra adentro.

playa / amigo / millennials / mar
Foto: Freepik

Beneficios de vivir cerca del mar

La investigación sugiere que la vista del mar, el sonido suave y constante de las olas golpeando la orilla, y la brisa marina que acaricia la piel, pueden tener un efecto calmante en nuestra mente. Este efecto calmante podría ser la razón por la cual las personas que viven cerca del mar informan sentirse más felices.

Además, ofrece una multitud de oportunidades para actividades al aire libre, que son conocidas por aumentar los niveles de felicidad. Nadar, hacer surf, pescar o simplemente pasear por la playa son actividades que no sólo proporcionan ejercicio físico, sino que también ofrecen la oportunidad de desconectar del estrés de la vida cotidiana.

Nadar o correr: ¿Cuál es el mejor deporte para bajar de peso? / estrés y la hipertensión
Foto: Freepik

Importancia de pasar tiempo en la naturaleza

Por supuesto, este estudio no significa que todos debamos hacer las maletas y mudarnos a la playa de inmediato. Sin embargo, sí subraya la importancia de pasar tiempo en la naturaleza y cómo nuestro entorno puede influir en nuestro estado de ánimo y felicidad.

Incluso si no vives cerca del mar, este estudio puede ser una llamada a pasar más tiempo en la naturaleza, ya sea en un parque local, en un bosque cercano o en un lago. La naturaleza tiene una manera especial de calmar nuestras mentes y elevar nuestro estado de ánimo.

Así que, si tienes la oportunidad, puede que valga la pena considerar un paseo por la playa. Y si no tienes una playa cercana, busca formas de pasar más tiempo en la naturaleza. ¡Quién sabe, puede que te encuentres un poco más feliz después!

pareja en su luna de miel / vivir cerca del mar
Imagen: Freepik

Beneficios poco conocidos de caminar por la playa

Es una actividad que combina el ejercicio físico con la relajación. La suave arena bajo tus pies proporciona una superficie menos impactante que el pavimento, lo que reduce el estrés en las articulaciones y los músculos. Además, el sonido relajante de las olas y la brisa marina crean un ambiente tranquilo que ayuda a calmar la mente.

También tiene beneficios físicos específicos. La arena suave y desigual requiere un mayor esfuerzo por parte de los músculos estabilizadores, lo que ayuda a fortalecer las piernas, los glúteos y los músculos centrales. Además, caminar descalzo por la playa estimula los nervios y los músculos de los pies, mejorando la estabilidad y el equilibrio.

Además, la exposición al sol durante la caminata por la playa promueve la producción de vitamina D en el cuerpo. La cual es esencial para la salud ósea y también desempeña un papel importante en el sistema inmunológico. Sin embargo, es importante tener precaución y protegerse del sol con protector solar y ropa adecuada.

¿Le resultó útil este artículo?
Artículos Relacionados
MaBe Doval
Botón volver arriba