¿Cómo atraer a un gato a la caja de arena?

Si tu gato aún no usa su caja de arena y deseas acostumbrarlo, existen algunas estrategias para facilitar su adaptación. ¡De ninguna manera grites a tu pequeño felino, eso no sirve para nada! ¡Sigue nuestros consejos!

1. Coloca varias cajas de arena en diferentes lugares de la casa

Si tienes varios gatos en casa, lo ideal sería tener varias cajas de arena. Por ejemplo, si tienes dos gatos, es preferible tener 3 cajas de arena. Coloca varias en diferentes lugares de tu casa. Esto garantiza que si un gato se siente intimidado por otro, aún pueda sentirse seguro al usar una caja de arena que se encuentra en otra habitación. Por lo general, un gato se niega a usar la caja de arena después de que otro gato la haya usado.

Otra cosa: es imposible asignar una caja de arena personal a tu gato, él usará la que esté disponible. ¡Solo asegúrate de que las cajas de arena siempre estén limpias!

2. Elige la caja de arena adecuada

Cuando tus gatos hacen sus necesidades, liberan olores que pueden atraer la atención no deseada de otros gatos. Tus pequeños felinos buscan sentirse seguros. ¿Cómo? Desean que el área esté limpia y que su entorno sea impecable.

Cajas de arena cubiertas

Si bien las cajas cubiertas o con una puerta batiente son perfectas para reducir la dispersión de la arena cuando su gato la cubre, tienen algunas desventajas a considerar. Una caja de arena cubierta está fuera de la vista, por lo que es fácil olvidarla. Como resultado, obtendrá una caja sucia con olores desagradables en el interior, lo cual no es atractivo para su gato. Otra desventaja es que este tipo de cajas pueden ser demasiado pequeñas para un gato grande: es difícil darse la vuelta y acomodarse. Su gato puede dejar de usar su caja y negarse a utilizarla.

Cajas de arena autolimpiantes

Aquí hay otro tipo de caja de arena: las cajas de arena autolimpiantes. Este tipo de cajas de arena ofrecen comodidad y automatización en la limpieza y el mantenimiento de la arena de su gato. ¡Pero cuidado! Algunas de estas características pueden hacer que tu gato deje de usar su caja. Si su gato está acostumbrado a usar una caja tradicional, simplemente siga con lo que ya conoce.

3. Opta por una caja de arena espaciosa y accesible

Tus gatos necesitan suficiente espacio para poder darse la vuelta sin tocar los lados. Por lo tanto, prefieren cajas grandes y espaciosas, de preferencia de forma rectangular. Además, es importante que la caja sea lo suficientemente baja para un acceso fácil: entrar y salir rápidamente.

Encontrar la arena adecuada

Para evitar que tu gato haga sus necesidades fuera de su caja, es importante elegir una buena arena. ¡La que le convenga a él! Una cosa es segura, a los gatos les gustan las arenas con gránulos finos similares a la arena. Las arenas comerciales más populares son:

  • Arena de arcilla tradicional
  • Arena aglomerante (que forma un bloque alrededor de la orina)
  • Arena a base de cristales / gel de sílice
  • Arena vegetal biodegradable

No hay una regla general, la elección de su arena dependerá de su gato. Una vez que haya encontrado la arena que le gusta a su gato, manténgala. Cambiar la arena cada vez no le gustará a su gato, lo que podría evitar que use la caja de arena.

Por cierto

Aunque muchas personas usan arena perfumada para ocultar los olores de la arena, estos olores a veces pueden resultar desagradables para sus gatos. En su lugar, espolvoree una capa delgada de bicarbonato de sodio en el fondo de la caja de vez en cuando. Esto ayudará a absorber los malos olores sin alejar a su pequeño compañero.

Añadir más arena no reduce la cantidad de limpieza necesaria. La mayoría de los gatos no usan arena con más de dos pulgadas de profundidad.

Las forros para cajas de arena son muy prácticos. ¡El único problema! Los gatos a menudo se enganchan las uñas en estos forros, lo que puede hacer que eviten usar su caja de arena.

5. Coloca la caja de arena en el lugar adecuado

La mayoría de las personas tienden a colocar la caja de arena en un lugar apartado y fuera de la vista. Pero si coloca la caja en un lugar ruidoso o aterrador, tu gato no irá allí. ¡Es importante hacer compromisos! ¡Siga nuestros consejos!

¿Cómo hacerlo?

  • Coloca la caja de arena en un lugar seguro, tranquilo y de fácil acceso.
  • Asegúrate de que su caja esté separada de otras áreas de vida de su gato y especialmente lejos de sus tazones de comida y agua.
  • Evita colocar la caja de arena junto a dispositivos ruidosos o que emitan calor, como el horno o la lavadora. Los ruidos pueden poner nervioso al gato, mientras que el calor intensifica el olor de la arena.
  • Si decides colocar su caja de arena en su baño o armario, asegúrese de que la puerta esté abierta por ambos lados para evitar que su gato quede atrapado dentro.

6. Limpia regularmente la caja de arena

Una caja de arena sucia no es atractiva. ¡Eso está claro! Su caja debe estar siempre limpia. Para ello, asegúrese de limpiarla más frecuentemente. Retire los desechos regularmente cada vez que los vea y haga una limpieza completa cada dos semanas. Una caja de arena mal mantenida es problemática. Evite todos los olores que puedan molestar a su gato.

7. Recompensa al gato después de usar la caja de arena

El entrenamiento de la higiene es todo un proceso. Y para tener éxito, no se debe descuidar la recompensa. Para animar a tu gato a usar su caja de arena, ofrécele algo que le guste cada vez que la use. Es una excelente manera de hacerle entender que su comportamiento es ejemplar. Con el tiempo, se acostumbrará sin ningún problema.

8. Acostumbra al gato a usar su caja de arena

Te sugerimos consejos adicionales que le serán útiles para convencer a tu pequeño animal de que vaya a su caja de arena.

¿Cómo hacerlo?

  • Si sorprendes a tu gato orinando o arañando fuera de su caja de arena, intenta ponerlo de inmediato dentro. Si es demasiado tarde, empape un trozo de papel con su orina y colóquelo en la caja de arena.
  • Nunca encierre a un gato en su caja de arena para darle medicamentos. ¡Tampoco lo castigue dentro de ella! Absolutamente no debe asociar su caja de arena con castigo o algo que no le guste.
  • Sea paciente y positivo, seguramente habrá accidentes durante este proceso. Evite todo lo que pueda causar estrés o ansiedad en su pequeño gato.

¿Qué olores atraen a los gatitos y los animan a hacer pipí en la caja de arena?

Un gato que orina fuera de su caja de arena puede complicarle la vida rápidamente. ¡Lo entendemos! Existen ciertos productos seguros que atraen a su pequeño felino y lo animan a hacer pipí en su caja de arena. Pero antes, elimina cualquier causa médica con su veterinario que pueda explicar la negativa de su gato a usar la caja de arena. ¡Aquí hay algunas soluciones que le sugerimos!

Lejía

¡Es bien sabido que la lejía atrae a los gatos! Limpia su caja con lejía diluida en agua y luego enjuaga. La caja de arena mantendrá un ligero olor a lejía que atraerá a tu felino. Repite esto de vez en cuando hasta que su gato comprenda que es el lugar perfecto para hacer sus necesidades. ¡Tan pronto como su gato se acostumbre a la caja gracias a este truco, deje de usarlo! La lejía es perfecta para atraer a estos animales, ya que les encanta el olor del amoníaco. ¡Se parece mucho al olor de la orina!

Advertencia: aunque el olor a lejía atrae a los gatos, debe saber que es altamente tóxico para ellos. Si deseas usarlo para limpiar la caja, evita verterlo en la arena o úsalo con moderación. Algunas gotas pueden intoxicar a tu animal y tener graves consecuencias para su salud.

Aceite esencial

¿Sabía que el sentido del olfato de los gatos es mucho más poderoso que el de los humanos? ¡Es 14 veces mejor! El aceite esencial de madreselva atrae a los gatos y, se dice, tiene la capacidad de atraerlos a su caja de arena.

Advertencia: la madreselva es tóxica para tu pequeño felino. ¡No debe ser ingerido por él, el olor es suficiente! Unas pocas gotas de aceite esencial de madreselva en su caja de arena lo atraerán para hacer sus necesidades.

Hierba gatera

Así como la catnip u otras plantas, a los gatos les encanta la hierba gatera. Reaccionan de manera diferente a esta planta. Añade una pequeña cantidad de hierba gatera seca de forma segura en su caja de arena y su gatito comenzará a usarla sin problemas. ¡Pero cuidado! Primero, haz prueba para ver si tu animal reacciona positivamente a la planta. Por ejemplo, agregue una pequeña cantidad a un rascador para asegurarse.

Tener un gato en casa tiene beneficios terapéuticos reales. Por lo tanto, es fundamental educarlo para vivir juntos en perfecta armonía. Gracias a nuestros consejos, ahora está en condiciones de enseñar a su gato a usar su caja de arena.

Preguntas frecuentes

¿Cuántas veces va un gato a la caja de arena?

Los gatos mayores visitan la caja de arena con menos frecuencia que los gatos más jóvenes. La frecuencia con la que tu gato hace sus necesidades depende de su estado de salud y su dieta. ¡En general, los gatos van a la caja de arena dos veces al día, pero si tu gato come hierba gatera, por ejemplo, lo hará con menos frecuencia!

¿Por qué un gato no usa su caja de arena?

¿Tu gato se está vengando cuando hace sus necesidades fuera de su caja de arena? ¡Por supuesto que no! En lugar de atribuirle ese tipo de intención, es mejor comprender el origen de su malestar.

Las causas pueden ser un problema de comportamiento caracterizado por el miedo a la caja de arena, otro gato que la usa, o un trastorno patológico como la cistitis. Un gato adulto puede dejar de usar su caja de arena debido al dolor al orinar. El felino asocia la caja de arena con un lugar donde experimenta dolor. Entonces es normal que se niegue a usarla, ¿no?

Recuerda que el gato es un animal apegado a sus hábitos. Cualquier cambio no debe ser brusco y debe hacerse gradualmente. ¡No le imponga nada! Acompáñalo y acostúmbralo durante la transición. No le grites, no entenderá. Se desaconseja que su gatito asocie la caja de arena con un lugar de castigo.

Los gatos son sensibles a los olores, lo que también puede ser la causa del problema. Algunos gatos no soportan entrar en una caja de arena ya sucia y evitan el olor de los cítricos.

¿Con qué frecuencia debe limpiarse la caja de arena de un gato?

La regla de oro es recoger los desechos a diario. Esta es la mejor manera de garantizar una limpieza ejemplar para su gato. En cuanto al reemplazo de la arena, depende de la cantidad de gatos que tenga, la cantidad de cajas de arena y el tipo de arena que utilice.

Siguiendo una pequeña línea directa, una arena vegetal no aglomerante debe cambiarse obligatoriamente una vez por semana. En cambio, las arenas vegetales aglomerantes se pueden cambiar cada 2 a 4 semanas. Y una vez al mes, haga una limpieza completa de su caja de arena: limpie, desinfecte y cambie la arena.

El bicarbonato de sodio, el vinagre blanco y el limón son algunos de los trucos de la abuela que pueden ayudarlo a limpiar su caja de arena de manera adecuada.

Eliminar los malos olores de la caja de arena del gato puede parecer un desafío, pero siguiendo estos consejos y trucos, logrará un entorno limpio y agradable para su gato. ¡Recuerde siempre ser paciente y positivo durante el proceso de entrenamiento y, si es necesario, buscar la ayuda de un profesional!

¿Le resultó útil este artículo?
Artículos Relacionados
Angélica Ramos
Botón volver arriba